Single Blog Title

This is a single blog caption
limpieza hospitalaria

Técnicas de limpieza hospitalaria

Antes de comenzar a la limpieza de un hospital, el servicio debe conocer previamente un conjunto de técnicas de limpieza y desinfección hospitalaria para mantener las zonas limpias, sanas y evitar posibles focos de infección.

Cada área hospitalaria debe disponer de un manual de limpieza que sirve de guía para el servicio, a su vez supeditado por un manager general. La misión del equipo de limpieza es mantener todas las zonas limpias y desinfectadas, eliminar microorganismos contaminantes, limpiar las zonas sucias y evitar la transmisión de infecciones en el hospital. Las labores de limpieza y desinfección reducen en un amplio porcentaje, aproximadamente un 99%, la propagación de microorganismos en comparación con si únicamente se realizan labores de limpieza, donde se evitaría la transmisión en aproximadamente un 80%.

Normas para el Servicio de Limpieza

  • Cada profesional debe ir correctamente aseado, con el pelo lavado, uñas cortadas, manos limpias… se trata de seguir las normas de higiene personal básicas.
  • Queda prohibida la utilización de pulseras de tela, joyas, gorros o gorras para el pelo.
  • El atavío siempre limpio y bien planchado.
  • El cabello largo debe ir recogido.

Perfil de un profesional de limpieza

  • Receptividad y educación ante cualquier situación. En caso de duda, contactar con la empresa de limpieza
  • Disposición para seguir las normas del plan de trabajo
  • Continuidad y rigurosidad ante el plan de acción
  • Facilidad para trabajar y coordinarse con los miembros del equipo
  • Disciplina y orden
  • Discreción y predisposición con el personal hospitalario

En ciertas áreas requeridos, es obligatorio la disposición del uniforme quirúrgico, se prohibe la ingesta de alimentos durante las horas de trabajo y los objetos personales deben quedar resguardados en su zona personal. La utilización de sustancias desinfectantes como el Hipoclorito de Sodio,  son comunes en las técnicas de limpieza hospitalarias. Esta sustancia aumenta su efectvidad notablemente al combinarlo con agua, convirtiéndose en un desinfectante de primer nivel.  Además de prepararse fácilmente y poseer el principio desinfectante, elimina los olores y es bastante económico.

Tres técnicas de limpieza hospitalaria efectivas

Ya entrados en materia, en la rutina de trabajo se sigue una metodología: empezar por lo más limpio e ir avanzando hacia las zonas más sucias, para evitar así la propagación de microroganismos, del centro a al resto del perímetro y de arriba hacia a bajo, empezando por techos y paredes.

  • Técnica de lavado.Batimos y aislamos la suciedad visible en zonas generalmente húmedas donde se forma una película grasienta de cierto espesor. Estas zonas deben someterse a una limpieza diaria. En caso de estar sucias con sustancias biológicas, deben lavarse de inmediato.
  • Técnica húmeda.En esta técnica no utilizamos ningún material que pueda ocasionar el levantamiento de partículas de polvo. Utilizaremos materiales que humedeceremos previamente para aplicarlos directamente en la superficie.
  • La técnica del doble cubo.Se requieren dos cubos, en el primero introducimos el hipocloruro de sodio, como solución desinfectante y en el segundo, agua. Nunca utilizar el mismo cubo para limpiar dos zonas distintas.

La limpieza de hospitales requiere una serie de procedimientos específicos un alto grado de especialización de los profesionales de limpieza que otros servicios de limpieza general no requieren. Disciplina y rigurosidad en el trabajo es esencial para cumplir con la misión de limpieza y desinfección de hospitales. Si necesita ampliar la información o contactar servicios de limpieza, póngase en contacto con nosotros llamando al 91 591 49 22 o enviando un mail desde nuestra zona de contacto aquí.